Necesitaba Saber de la Cultura

Necesitaba Saber de la Cultura
Resumen

La comunicación genuina depende de las “buenas amistades” y de un verdadero acercamiento.

David Rising misionero de Peoples Mission International

Fuente
Revista VAMOS

Antes de llegar al campo, Fernanda había estudiado el idioma del país al cual iría como misionera; demoró más de un año en hacerlo (era un idioma proveniente del mismo grupo de idiomas del suyo).

Al llegar al campo, en un viaje exploratorio, quienes la recibieron estaban asombrados al ver que ella ya sabía su idioma, por esa familiaridad al hablar la aceptaron fácilmente y fueron muy amigables. Lo que ellos no sabían era que Fernanda, por momentos no podía entender las expresiones culturales de sus interlocutores (sobre todo al escuchar a los jóvenes, que usan gran cantidad de jergas), porque ella aprendió el idioma en un centro de idiomas, pero no había tenido oportunidad de practicar con alguien del mismo país. Y por efecto de los diversos cambios que atravesaba sintió vergüenza de preguntar el significado de aquellas expresiones que ni siquiera podía recordar.

Ella prefirió optar por observarlos y no preguntar, ya que emocionalmente no estaba dispuesta a hacerlo.

Otra cosa que le afectó, fue que en esa cultura la gente era muy alegre y les gustaba bromear, con frecuencia ella no entendía el sentido del humor de ellos y se sentía enojada al inicio, pensando que se estaban burlando de ella, cuando en realidad trataban de hacerla sentir parte del grupo.

Vivió por un mes en casa de la mamá de un misionero que conoció en su país, al poco tiempo el clima afectó fuertemente su salud, ella no estaba acostumbrada a temperaturas tan bajas. La pérdida de la salud más el estrés producido por la falta de entendimiento de la cultura hicieron que Fernanda se sintiera triste y deprimida por unos días.

Nuestro Dios que es tan cuidadoso de sus siervos, ayudó a Fernanda a salir de la crisis usando a aquella amorosa anciana cristiana que la había recibido en su casa y que la trataba con mucho cariño. Ella pudo ver el amor y cuidado de nuestro Padre a través de ella y pudo superar ese tiempo.

Como Fernanda muchos misioneros llegan al campo pensando que saben lo suficiente (ministerial e intelectualmente hablando) para estar allí y que todo será perfecto. Pero la realidad es que el idioma y la cultura van unidos, son inseparables, y que es muy importante saber cómo es la cultura del país al cual serás enviado por tu iglesia, según el llamado de Dios para ti.

No fue suficiente que esta misionera de la historia (real) que acabas de leer conociera desde el aula de clases el idioma, era necesario un acercamiento a la cultura, por medio de la convivencia con las personas del lugar.

Dicha experiencia en algunos casos puede realizarse si tienen una colonia de inmigrantes en tu país, busca amistad genuina con ellos, comparte actividades que te acerquen de forma natural a su cultura, y puedas así aprender cómo son.

Con sinceridad les dices que estas aprendiendo su idioma y que te gustaría conocer más de ellos, cómo viven, cuáles son sus costumbres, valores, etc.

 

Si deseas conocer mas sobre este tema, entra al siguiente link: idioma-y-cultura

Votación
Sin votos (todavía)