Empresas terrenales con resultados eternos

Empresas terrenales con resultados eternos
Resumen

Las empresas del reino (BAM) tienen las mismas proyecciones que cualquier otra empresa: ser rentable, crear nuevos puestos de trabajo, y tener amplia presencia en el mercado.

Fuente
Revista VAMOS

Pero las BAM van aún más allá, además de ser negocios con visión empresarial, tienen la visión del reino, persiguen la misión de Dios. Son empresas misioneras, pues, sus objetivos también son evangelizar, ayudar en la plantación de iglesia, discipulado, etc. todo esto integrado y entrelazado con cada uno de los aspectos del negocio.

“BAM, es la gran tendencia ahora. Los negocios son una vocación cristiana; pues, “los negocios del reino” ofrecen ayuda económica, social, y espiritual a los empleados, clientes y naciones”, dice Steve Rundle, autor de ‘Compañías de la Gran Comisión’.

Al igual que todo el cuerpo de Cristo, las empresas del reino, también abrazan la pasión de glorificar a Dios en todo y ellos, lo hacen a través de su plataforma: los negocios. Los BAM sirven de conexión para presentar el evangelio en el día a día, de manera intencional, en un esfuerzo por transformar las comunidades que los reciben, glorificando a Dios en su lugar de trabajo y a la vez, recibiendo beneficio económico.

“BAM no es para la gente que busca exclusivamente los beneficios económicos, pero si quieres generar resultados eternos en una empresa donde se puede entregar una Biblia en la oficina o evangelizar en un entorno cómodo y transparente que las misiones tradicionales nunca podrían ofrecer, entonces ¿qué estás esperando?”, dijo Ken Crowell, ex propietario de Galtronics, proveedor de antenas inalámbricas para Motorola y Samsung.

Operación Movilización, también se involucra en la misión de Dios a través de empresas del reino, en su caso, denominadas B4T, Empresas para la Transformación, las cuales sirven a la Gran Comisión como proveedores de servicios basados en las relaciones, ofreciendo entrenamiento, capacitación, equipamiento e inversión.

Conectan con el capital que se necesita para empezar un negocio, y vinculan a las iglesias con entrenadores y mentores comprometidos en llevar el evangelio a través de los negocios.

Los mentores trabajan juntamente con la iglesia local en cada paso del proceso para equipar adecuadamente a los candidatos que están llamados a servir a Dios a través de los negocios en países no alcanzados.

“Un cristiano con llamado a servir por medio de negocios, debe estar seguro de su llamado, saber aplicar sus dones y talentos, y tener preparación o experiencia en el negocio que quiere llevar adelante”, dijo Alfredo, miembro de ALAS, organización latina sirviendo en Asia.

Otro ministerio es NER, Negocios en la Extensión del Reino, ubicados en Argentina.

NER tiene como propósito capacitar en temas de negocios desde la perspectiva bíblica, para que los cristianos interesados sirvan a Dios con sus empresas y comercios, paralelamente mientras realizan evangelismo y plantación de iglesias entre los pueblos no alcanzados pero también en la misma Argentina.

 

 

Si deseas conocer mas sobre este tema, entra al siguiente link: negocios-como-mision