Caminando con las familias hacia el campo

Caminando con las familias hacia el campo
Fuente
Revista VAMOS

Cuando un candidato se presenta a SIM para ser misionero pasa por un proceso de referencias, asesoría médica, psicológica, odontólogica y doctrinal, más una verificación de sus antecedentes penales, pero cuando hablamos con una familia queremos averiguar como funcionan, qué es lo que los hijos entienden del llamado de sus padres y al mismo tiempo damos asesoramiento de las habilidades, salud y necesidades de los hijos.

En la preparación previa al campo, es importante que se tome tiempo para hablar y enseñar a los hijos para que entiendan lo que va a pasar, sepan que pueden esperar allí, además de contestar cualquier pregunta que tengan. Además, ayudamos a los padres con la transcición de sus hijos.

Richelle Webb, coordinadora de personal para SIM Latinoamérica

Preparando a la familia

¿Dónde estudiarán mis hijos en el campo misionero?

¿Cómo se adaptará mi familia a un nuevo país y cultura?

¿Cómo haré para que mis hijos más pequeños entiendan que deben dejar su país, casa, abuelos y amigos?

Estas son solo algunas preguntas que surgen en tu cabeza cuando consideras ir al campo misionero junto a tu familia. Las familias misioneras enfrentan muchos desafíos a la hora de ir al campo.

No será algo fácil, pero tampoco es una misión imposible. Dios los ha llamado y les dará las respuestas y creatividad para cada nuevo reto.

Conoce más y prepárate junto a tu familia con el Capítulo 16 del Manual VAMOS, descargalo en: www.movilicemos.org

 

 

Si deseas conocer mas sobre este tema, entra al siguiente link: familias-misioneras

Votación
Sin votos (todavía)