Haciendo de tu ministerio digital accesible

Haciendo de tu ministerio digital accesible
Resumen

Las experiencias en línea de las personas son importantes, y las iglesias que realmente comprenden los problemas más importantes se diferencian al diseñar con empatía, en lugar de diseñar para cumplir simplemente con los estándares formales de accesibilidad al contenido web (WCAG). Al crear contenido digital recuerda:

Fuente
Revista VAMOS

Prioriza la empatía: Ten en cuenta las fuentes, su tamaño y los colores. Agrega la opción de traductor automático, búsqueda, navegación solo con teclado, lector de texto, acercamiento y otros. La empatía es un principio que debe integrarse en las prácticas de desarrollo, diseño y mentalidad del equipo de comunicaciones.

Crea una presencia omnicanal: Considera la funcionalidad fuera de línea o de bajo ancho de banda para tus aplicaciones o páginas. A menudo la tecnología web como JavaScript requiere conexión rápida a internet. Los usuarios con conexión lenta y los de países en vías de desarrollo encuentran lo opuesto a un sitio rápido e intuitivo.

Prueba constantemente tu página web: La investigación y las pruebas exhaustivas brindan información fundamental de cómo los usuarios experimentan tus plataformas y sitios web. También abre la puerta para dar cabida a muchas de las tecnologías de asistencia disponibles como las pantallas braille actualizables y demás.

Colabora para mantener un diseño inclusivo: Colabora con otras iglesias y ministerios para crear un plan sostenible a largo plazo para que las plataformas, páginas web y apps permanezcan accesibles en un panorama dinámico en línea. Cuando una iglesia/ministerio ofrece entornos que son empáticos para las personas con capacidades diversas, les brinda el poder de ayudarse a sí mismas. En lugar de una limosna, reciben ayuda. La accesibilidad no se trata de discapacidades, se trata de personas.

Elena del Saz, sirviendo con Conecta en España