Persecución no surge por casualidad

Archivo
Formato
WORD
Resumen

Como ejercito de Dios, tenemos un gran enemigo, satanás que hara lo posible para detener a cualquier soldado de Dios que predique las buenas nuevas a las naciones.